•  
  •  

Numerología en el Tarot

Nuestras Vida en Números

En la actualidad los números acaparan gran parte de nuestras vidas, con formas y diseños sugerentes que pasan desapercibidos para el hombre, pero no para el subconsciente. Podemos encontrarlos en anuncios, libros, revistas y a mayor escala en la economía. No existe una historia cronológica de los números, pero si existe referencia del estudio de esta ciencia sagrada por las antiguas civilizaciones China, Hebrea, hindú y Asiría. Culturas que los relacionaban con las fuerzas cósmicas y universales. En el año 530 AC, el filósofo y matemático griego Pitágoras desarrolló una metodología de entender el universo, a través de la relación existente entre los planetas y la vibración numérica, determinando que “El Mundo está construido sobre el poder de los números”, A esto lo denominó “la música de las esferas”.

Mediante esta ciencia, podremos descubrir no sólo nuestras fortalezas y debilidades, sino también podemos aprender a manejar conflictos emocionales o superar supuestas incapacidades para lograr nuestros objetivos, sintonizando nuestras vibraciones con el ritmo cósmico, es decir, buscando la armonía de nuestro ser en la vida.

Mediante su método de numerología, Pitágoras descubrió el sonido de las palabras,  el cual vibra con la frecuencia de los números como una faceta más de la armonía del universo.  ¿Pero, que estudia la numerología? Este método de estudio va mas allá de ser utilizado para fórmulas matemáticas, estudia e investiga la vibración secreta que existe en los números para nuestro beneficio, pudiendo determinar la influencia vibracional que posee nuestra personalidad con respecto a los números que nos rodean. La numerología se basa en los números enteros del uno al nueve, cada uno de estos posee características positivas y negativas llevadas a la vida diaria, desde la fecha de  nacimiento, el nombre, apellido, número de identificación y firma. Muchos de los libros más antiguos y sagrados también parecen apoyarse en esta ciencia, lo vemos en la Biblia, tanto en el antiguo como en el nuevo testamento, el Talmud y el Cabalá, que interpretaba de forma mística las escrituras.

PITÁGORAS, “Maestro de la Numerología”
Pitágoras fue uno de los maestros más grandes en cuanto a  conocimiento numérico se refiere, nació en el año 578 a.C. Su afán de conseguir explicación para todo lo que rodea al hombre le obligó a salir hacia occidente ya que la tiranía de Polícrates (Gobernante de Samos) no dejó que el matemático influyera en las políticas de su gobierno. Estableciéndose en  Crotona (Grecia), realizó mayores estudios e investigaciones, en su escuela pitagórica, ésta era una asociación de carácter filosófico – religioso; los habitantes de Crotona tomaron fácilmente las enseñanzas y las expandieron por toda la región.

Different icons

Estudio de los Números

Fue un pensador reformador, místico y religioso. Dentro de sus escuelas, Pitágoras impartía todos sus conocimientos con disciplina y respeto, sin discriminación entre hombres y mujeres, todos debían ser instruidos por igual.

Representación de los Números

Su interés sobre los temas esotéricos hizo que se dirigiera a Egipto, donde incrementó sus conocimientos y se familiarizó con la geometría y la astronomía. Uno de los conceptos que obtuvo relevancia , junto a astrónomos, músicos , matemáticos y filósofos, es la relación de los números con el cosmos, considerando que el orden cósmico se encuentra basado en las relaciones numéricas, atribuyendo un significado místico a algunos números. Cada número poseía una representación especial, como el 10, para la escuela pitagórica, este factor era merecedor del máximo respeto distinguido como “Tetrakto Divino”, porque era la suma de los primeros cuatro enteros, así como la representación triangular del 10 se ilustraba como insignia sagrada (símbolo para juramentar en ceremonias de iniciación). Asimismo, se ejercía honra y respeto a los números perfectos, como son: el 6 y el 28, por la similitud en la suma de sus divisores. (Ejemplo 6=1+2+3). “La aritmética y la geometría van de la mano”, es otra de las teorías tuteladas por las escuelas pitagóricas. Los estudios referentes a estas materias hablan de geometrías para construir números triangulares como el 3, 6 y 10, así como los números cuadrados, el 4, 9, 16, 25 sucesivamente. El 4 siempre representa la Justicia y la solidaridad, una idea que perdura en algunos idiomas y expresiones de las culturas por el mundo, como “el cuarto poder”.

Pitágoras, fue un experto en filosofía, matemáticas, astronomía y muchas otras ciencias, no dejó escrito alguno, y su conocimiento fue transmitido de boca a boca en todos sus centros de enseñanza. No se han encontrado manuscritos de su existencia; pero algunos estudiosos creen que Pitágoras, nunca existió, creen que fue un centro conformado por varias personas que impartían sabiduría, debido a la gran cantidad de conocimiento que poseía, era algo aberrante para una sola persona.

¿Cómo conocer tu número?

Dentro del estudio de la numerología, varios investigadores han determinado la fuerza vibracional dentro de cada número, existiendo una forma fácil de conocer el número que nos corresponde, podemos determinarlo sumando los números de nuestra fecha de nacimiento, veamos un ejemplo:

Si tu fecha de nacimiento es 12/02/1980, sumas 1+2+0+2+1+9+8+0=23, luego 2+3 y el resultado es un 5, tu número principal. Tras conocer nuestro número, observaremos a continuación las características que rodean a cada uno de ellos:

El Uno representa la esencia, la voluntad de ser y existir, representa la vida e inteligencia como manifestación de individualidad. En algunos casos representa la búsqueda de la experiencia .

El Dos tiene significa el equilibrio de las fuerzas, buscando la tranquilidad y conciliación con gran sentido de familia.

EL Tres es la variedad, el movimiento, la comunicación y la multiplicidad, son personas nerviosas e inquietas que no pueden desarrollarse sin actividad.

El Cuatro, número de equilibrio, representa la seguridad, firmeza y perseverancia. Las personas que llevan este número son muy productivas en la sociedad y basan sus éxitos en el trabajo en equipo .

El Cinco representa la adaptación a cualquier ambiente, muy sentimentales, personas de confianza dedicadas a los demás, aunque no muestren una imagen de ello.

El Seis se refiere a la representación de lo necesario y correcto. Las personas que llevan este número buscan siempre la perfección, buscan los hábitos y la rutina como método de estabilidad.

El Siete es el número del conocimiento, siendo el número sagrado del conocimiento y la ciencia. Las personas que llevan consigo este número revelan convencimiento, influencia y sobre todo autoconfianza, idealizando metas y anhelos en la vida.

El Ocho representa la organización y el orden asociado a la ley de causa y efecto. Las personas de este número resaltan por su imposición ante los demás, incisivos y ambicioso.

El Nueve da lugar a lo puro y universal, siendo las personas tolerantes, solidarias y con muchos actos de caridad, sin la necesidad de recibir nada a cambio.

LOS NÚMEROS EN NUESTRA VIDA
Los números, como representación del estudio de la ciencia numerológica, van mas allá de ser un instrumento matemático, fueron utilizados desde hace 11,000 años a.C. y analizados por filósofos griegos, quienes nombraron a Pitagóras, “Maestro de la Numerología”.

Quizá no reconozcamos la importancia de los números en nuestra día a día, pero sólo basta con señalar que desde que nos levantamos hasta que finalizamos el día lidiamos con ellos: la hora de levantarse, coger la línea del autobús, la economía, número de móvil y un sin fin de actividades que abarcan nuestra rutinaria.

Si bien es cierto que la numerología relaciona al universo con los números, no debemos olvidar que la esencia del universo es el ser humano, lleno de la misma energía que poseen todos los seres del planeta. Además enseña a direccionar conductas equivocadas, y repotenciar virtudes desaprovechadas por el desconocimiento de la causa.

La Ciencia de la Numerología